Es hora de vivir de primera mano la experiencia de viajar a un destino versátil adaptable a todos los gustos de turismo: histórico-cultural, gastronómico, de sol y playa o de naturaleza. Si están buscando un país que reúna todos y cada uno de estos estilos, España es el lugar perfecto y los está esperando con los brazos abiertos para hacerles vivir una luna de miel que nunca olvidarán.

Madrid en otoño o primavera

Como es una ciudad sin mar, en verano hace muchísimo calor y el invierno es muy frío. Aprovechando que existen vuelos directo desde Montevideo-Carrasco al aeropuerto de Madrid-Barajas Adolfo Suárez, pueden quedarse unos días visitando la capital española. Lo ideal es que estén unos 5 días para conocer los lugares típicos de la ciudad con el bus turístico, entre ellos los barrios más históricos y hermosos y los museos del Prado o el Reina Sofía, entre otros muchos encantos de la capital: bares y tapas, música, teatro y mucha vida tanto día como de noche.

Viajar en AVE

Si lo desean, desde la terminal de trenes de Madrid (Atocha) pueden viajar en tren a Barcelona, otra de nuestras recomendaciones. Estos trenes de alta velocidad alcanzan los 300 km/h por lo que pueden llegar a la ciudad condal en poco más de 3 horas. Un tip: adquieran los billetes con antelación porque si no su precio puede igualar o superar el coste de un billete de avión.

Vivir Barcelona y la Costa Brava en verano

Si buscan otra ciudad para hacer turismo pero con mar, Barcelona es el lugar perfecto. La ciudad condal dispone de múltiples actividades en pareja para ofrecerles, de más románticas o más aventureras, paisajes únicos y gastronomía deliciosa. Desde el turismo de montaña, el turismo urbano de la propia ciudad —con sus edificios de arquitectura modernista, la Sagrada Familia y su Barrio Gótico— y, por supuesto, el turismo de la costa que tanto enloquece a los millones de personas. ¡Barcelona enamora!

Disfrutar las Islas Baleares

Están formadas por cuatro islas: Ibiza, Formentera, Mallorca y Menorca. Estos destinos atraen a millones de turistas al año y, por supuesto, de los recién casados que buscan conocer el caribe europeo. La fiesta ibicenca, los atardeceres en Formentera, las calas de Menorca y los paseos por Mallorca enamoran a cualquiera. Menorca y Mallorca son destinos para relajarse, descansar y desconectar mientras que Ibiza es muy famosa por sus discotecas y fiestas que duran hasta el amanecer.

Vuelos económicos

Para llegar a las Baleares desde Barcelona, les recomendamos viajar en aerolíneas low cost como Ryanair o Vueling que tienen ofertas de vuelos muy económicos.

Para el Norte y el Sur: alquilar un auto

La primera recomendación es alquilar un auto tanto si quieren viajar al norte del país y descubrir los rincones más maravillosos —Galicia, Asturias y País Vasco— como si quieren conocer el sur del país y no les importa hacer ruta durante horas pasando por Córdoba, Granada, Sevilla, Málaga... ¡Vale muchísimo la pena!

Viajar a las Islas Canarias

Las Islas Canarias están situadas en el noroeste de África cerca de las costas del sur de Marruecos y del norte del Sahara. No se pierdan Lanzarote, la isla más volcánica considerada Reserva de la Biosfera por la UNESCO, Fuerteventura para surcar las olas del Atlántico, Tenerife para divertirse y relajarse en un resort romántico o Gran Canaria para sorprenderse y enamorarse de sus playas, colores y contrastes.

Como pueden ver, a lo largo y ancho del país hay un sinfín de lugares maravillosos para la luna de miel que siempre soñaron. Su exquisita gastronomía, los entornos naturales y sus ciudades repletas de historia, cultura y tradición hacen de España un destino espléndido para la luna de miel.