Benditas Flores

Combinar colores no es una tarea fácil, pero no es imposible. Para ayudarte a conseguir la combinación perfecta para tu casamiento, acá te vamos a dar 10 opciones para que te inspires y consigas tu objetivo: decorar el salón de fiesta como siempre soñaste.

Rosa, blanco y dorado

Para casamientos diurnos, la combinación de rosa, blanco y dorado en mesas, sillas y cubertería es exquisita. Son perfectas para casamientos con estilo romántico y sofisticado. Es importante que tu salón de fiesta tenga mucha iluminación natural, es decir, ventanales grandes para no pierdan su magia.

Sempiterno Fotografía

Dorado y morado

Por separado son colores preciosos y cuando se juntan se convierten en la composición perfecta. Estos son ideales para casamientos nocturnos, ya que se iluminan por sí solos. Sillas doradas, manteles morados y como toque especial: una tela del mismo color que el mantel colocada sobre las sillas junto a un pequeño ramo de flores rosas, moradas y blancas. ¡La combinación perfecta!

Marrón y verde aceituna

El marrón y el verde aceituna se combinan para atender a los gustos de novios que apuestan por el estilo rústico. Es tan hermosa su unión que hasta las novias llevan complementos como, por ejemplo, el ramo con dichos colores. Estos transportan mágicamente, a novios e invitados, a la naturaleza.

Lily Orihuela Photography

Metalizados, marrón y verde

Ideales para casamientos industriales, vas a encontrar un sinfín de detalles de estos colores para crear espacios combinados y armoniosos. Mesas marrones sin manteles, lámparas cobre y centros de mesa, donde el color verde es el protagonista, enamorarán a todos los invitados.

Beige y blanco

Si querés darle un aire romántico e íntimo a tu salón, apostá por la combinación del color beige y blanco en manteles, sillas y decoración. Para conseguir ese ambiente íntimo es importante que el lugar no tenga mucha luz o que no sea muy intensa. Te sugerimos que apuestes por centros de mesa con velas y guirnaldas de luces tenues para iluminar el salón.

Verde, naranja y blanco

Su combinación puede resultar un tanto extraña, pero nada más lejos de la realidad. Estas gamas de colores son perfectas para casamientos en la playa, ya que, tanto el verde como el naranja, romperán con la uniformidad del blanco.

Gabriel Sánchez Machado

Tonos pastel

Si el estilo de tu casamiento es vintage, estás de suerte, porque los tonos pastel característicos de dichos enlaces combinan a la perfección. Hay una infinidad de hermosos detalles en amarrillos, celestes, rosas, morados pastel, desde tortas de casamiento, hasta cubertería, sillas, mesas, etc. Eso sí, es importante que tengan un toque de antigüedad para crear una auténtica boda vintage.

Rosa, blanco y verde

Pueden parecer muchos colores, pero al combinarlos crearás una decoración armoniosa que enamorará a tus invitados. Manteles rosas y blancos combinados con centros de mesa verdes y rosas rosas y blancas lograran un ambiente cálido espectacular.

Amarillo, blanco y negro

Hay una superstición que persigue al color amarillo, se dice que este atrae a la mala suerte. Si no sos supersticiosa, podés combinar este hermoso color con el blanco y el negro, porque juntos forman una composición ideal.

Rampelini

Blanco, gris y verde oscuro

Otra hermosa combinación se crea cuando juntás blanco, gris y verde oscuro en una misma mesa. Para romper la uniformidad del blanco podés colocar un camino de mesa en color gris. Si querés una mesa más oscura, apostá por un mantel gris y cubertería blanca. El color verde lo podés agregar mediante centros de mesas con ramas, olivos, etc.

Sin duda los colores permiten un sinfín de combinaciones ideales para todo tipo de enlaces. ¿Con cuál te quedás?