Diego Piuma
Diego Piuma

Elegir el maquillaje correcto para el día de tu casamiento depende de una serie de factores, entre ellos la forma de tus ojos. ¿Por qué? Porque cada uno tiene características distintivas que, para ser resaltadas correctamente, deben ser tenidas en cuenta. Con estos consejos básicos, no te quedarán dudas de cómo hacerlos lucir perfectos.

Ojos caídos

Juanjo Vázquez
Juanjo Vázquez

Si tus ojos tienden a caer con los párpados hacia abajo, lo que tenés que buscar es iluminarlos para contrarrestar este efecto. Los ojos con párpados de esta forma pueden ser de nacimiento o también una consecuencia de la edad. En ambos casos, lo que importa es evitar el uso de colores oscuros, porque se hundirán aún más.

Para lucirlos y que queden más “despiertos”, y evitar el aspecto somnoliento que suelen tener, son ideales las sombras en tonos tierra o bronce, o lo más similar posible al color de tu piel.
En cuanto al delineado, se los debe terminar con puntas hacia arriba, para dar la sensación de que son más grandes.

Ojos achinados o asiáticos

Diego Piuma
Diego Piuma

Las mujeres que presentan los ojos de esta forma normalmente tienen un párpado muy pequeño. Lo que se buscará, por lo tanto, es hacerlos lucir más grandes, y esto se puede conseguir mediante el uso de sombras oscuras que sumen profundidad a la mirada.

Para hacerlos lucir más grandes aún, es indispensable una buena máscara de pestañas, que genere mucho volumen. En cuanto al delineado, este debe ser interno y muy fino.

Ojos hundidos

Nicolas Nuñez
Nicolas Nuñez

Al contrario de lo que sucede con el caso anterior, estos ojos tienen mucha profundidad y suelen ser grandes. Por eso, se los debe trabajar con sombras e iluminadores claros, que lograrán la sensación de apertura visual. Delinealos muy finamente por el contorno de las pestañas y evitá delineados gruesos y oscuros, porque harán lucir más “hundido” el ojo.

Ojos redondos

Sempiterno Fotografía
Sempiterno Fotografía

Para este caso, lo que se busca es que luzcan más estilizados. Esto se logra principalmente con delineados fuertes y oscuros, con una “colita” hacia arriba. De esa manera, el ojo se agranda y se simula una forma almendrada. Para acompañar correctamente este tipo de maquillaje, se debe elegir una sombra clara o en tonos medios a colocar sobre el párpado móvil.

Ojos saltones

Sempiterno Fotografía
Sempiterno Fotografía

Con este tipo de ojos, se recomienda disimular el aspecto “hacia afuera” que tienen, y se orienta el maquillaje para que los ojos se vean más largos. Por eso, el delineado debe ser muy sutil, en color negro o marrón y sumamente difuminado, no marcado. Para la sombra, es recomendable elegir tonalidades beiges o tierra, siempre empezando desde mitad del párpado móvil.

Ojos pequeños

Sempiterno Fotografía
Sempiterno Fotografía

Por último, el consejo para mujeres con ojos pequeños. Lógicamente, lo que se busca es que luzcan con mayor dimensión, por lo que se hace fundamental iluminar la zona del lagrimal y no usar sombras oscuras.

Para "almendrar" el ojo, se debe realizar un delineado fino pero hacia arriba, acompañado de una buena depilación de cejas, que le de mucha personalidad a la mirada.

Con estos simples pero indispensables consejos, verás qué fácil podés resolver vos misma tu maquillaje, o, al menos, indicarle a tu estilista qué es lo que preferís. Recordá que todo el look de tu boda abarca mucho más que el vestido de novia: se complementa con el peinado, los zapatos, los accesorios, y, por supuesto, un buen y adecuado maquillaje.