AlfaMas

Los nuevos tiempos imponen nuevas maneras de relacionarse, y por supuesto, nuevas formas de casarse y de celebrar ese amor. Muchas parejas prefieren no seguir las tradiciones y eligen festejar su boda a su medida. Por ejemplo, hay novias que deciden no seguir el ritual del ramo, u los novios deciden no usar traje de gala. Las maneras de romper con las tradiciones son pura iniciativa de los novios y pueden ser tan variadas como ellos mismos.

Es preciso saber que, pese a que muchas familias “presionan” para una boda al estilo tradicional, no está mal que la pareja elija en qué cosas prefiere salirse de lo estipulado y hacerlo a su manera, con sus reglas y con sus deseos personales. En todos los escenarios, las bodas representan el amor y la aventura de dos personas que se eligieron para compartir la vida y, ese casamiento es una muestra pequeña de ese inmenso amor.

Vestuarios a tono con su personalidad

Si vos como novia no gustás de los vestidos fastuosos, o si el novio es de los que detesta la idea de ponerse un esmoquin, ¡no hay problema! Nada dice que ese deba ser el ajuar para la pareja. Si querés ser una novia que use pantalones, ¡adelante! Si el novio desea ir de jean y camisa, enbuenahora si es su decisión. Nada mejor que sentirse cómodos y en su zona de confort.

Menorca Films

Bodas en lugares atípicos

¿Por qué casarse en un salón si se lo puede hacer en una playa o en una cancha de fútbol? Para esas parejas arriesgadas, salirse de los lugares tradicionales seguramente será su opción preferida. La playa es una alternativa ideal para parejas descontracturadas y amantes del verano, mientras que casarse en una cancha de fútbol es la opción para esa pareja que se conoció compartiendo esa gran pasión.

Entrar juntos a la ceremonia

De forma tradicional, la novia ingresa a la ceremonia religiosa con su padre, o con alguna persona que signifique mucho para ella. Pero ¿por qué no entrar juntos como pareja? Sin duda sorprenderán a todos, y será un ingreso súper original y, lo que es más importante, dando la mano a la persona con la que compartirás cientos de momentos a futuro.

Lily Orihuela Photography

Ceremonia simbólica

Para aquellas parejas que no profesan ninguna fe, las ceremonias simbólicas son una forma muy especial de compartir ese compromiso con sus amigos y familiares. Pueden elegir a algún amigo para que diga algunas palabras, y que luego, sean ustedes dos los que se luzcan leyendo los votos matrimoniales. ¿Qué decir en ese momento? Simplemente lo que sientan. Muchas parejas deciden narrar cómo nació ese amor, otros cuentan lo afortunados que se sienten de estar atravesando una ocasión así.

Food trucks y comida al paso

Nada de sentarse a cenar en la mesa. Una idea cada vez más en boga es el uso de los food trucks, para que cada invitado elija que desea comer y dónde. En vez de colocar mesas, pueden simplemente colocar barras estilo desayunadero, para que los invitados se acerquen a comer y luego sigan en la fiesta.

Dentro del menú, deben prevalecer las opciones como hamburguesas, choripanes, panchos o pizzas. Si desean algo más gourmet, siempre recuerden que debe poder ser servido en un envase pequeño de plástico o ser comido de un bocado y con la mano.

Del Arca Fotografía y Video

Sin rituales tradicionales

Ceremonias como la del ramo o la liga de la novia, son rituales que tranquilamente se pueden obviar en un casamiento. Una buena idea sería reemplazarlos por otros, que pueden crear ustedes mismos. Pueden realizar lanzamiento de otro objeto que no sea el ramo, o que sean los novios los que se pongan la liga ¿por qué no? La idea es pasarla bien y que todos se rían un buen rato.

Pensado para las redes sociales

En las bodas actuales, no pueden faltar las referencias a las redes sociales. Tus invitados subirán fotos a Facebook, a Instagram y a otras redes, por lo que pueden idear varios rincones con carteles con hashtags para personalizar aún más los posteos de sus amigos y los suyos propios.

Samuel Fotografía

¿Bailamos un… rock?

El vals, es sin duda uno de los momentos culmines de una boda, ya que es el primer baile como recién casados. Pero si resulta que el vals les parece un poco antiguo y lento, ¡prueben con bailar cualquier otro ritmo! Desde un merengue hasta un rock and roll clásico, esta es una forma de romper tradiciones, ¡con mucho ritmo!

Nicolas Nuñez

Las bodas no tradicionales llegaron, y parece que para quedarse. Lo importante es recordar que un casamiento es un momento que debe estar cargado de amor, de respeto, y de ganas de brindar y festejar ese nuevo desafío. ¡El resto son sólo detalles!